Actualización del Paciente: Auner

Smile Train

En el 2017, compartimos la historia de Auner, un bebé con labio leporino que fue traído a vivir a Esperanza de Vida, socio local de Smile Train, cuando el gobierno guatemalteco determinó que su familia no podía satisfacer sus necesidades nutricionales únicas. Bajo su cuidado experto, este bebé que una vez estuvo gravemente desnutrido fue cuidado hasta que estuvo listo para su primera cirugía de labio leporino patrocinada por Smile Train. A los tres años, Auner había adquirido la fuerza y la confianza que necesitaba para hacer amigos y sonreír con los otros niños en el orfanato.

Auner in 2017

Hoy, estamos encantados de informar que Auner ha sido "adoptado", ¡por su familia biológica! Sus padres nos dijeron que, aunque al principio era un consuelo saber que su hijo recibiría la nutrición que necesitaba en Esperanza de Vida, todos los días sin él sentían que un pedazo de sus corazones se había ido. Todavía no sabían cómo mantendrían a su hijo, pero lo amaban y estaban decididos a hacer todo lo posible para traerlo de vuelta a casa.

Auner with his parents

Cuando por fin llegaron a Esperanza de Vida en el 2019, el personal estaba encantado de conocer a los padres de Auner, pero sabían que debían proceder con precaución. Carina Mejía, trabajadora social del centro, trabajó con la familia para asegurarse de que tuvieran todo lo que necesitaban para darle al niño una educación de calidad adaptada a sus necesidades únicas y que continuara su tratamiento desde su hogar.

Auner with his parents and siblings

La dedicación de los padres de Auner era tanto innegable como inquebrantable. Después de muchos meses de trabajar estrechamente con Carina y cuidar cada detalle de la instrucción que les daba, la familia finalmente se reunió. Aunque Esperanza de Vida, como socio de Smile Train, hace que las sonrisas sucedan todos los días, nadie podría recordar haber visto sonrisas tan grandes o tan brillantes como las que brillaron en las caras de toda la familia de Auner ese día.

Auner holds soccer ball

Auner ahora tiene siete años y ha recibido con éxito algunas cirugías más patrocinadas por Smile Train. Pronto lanzaremos un programa gratuito de ortodoncia para labio leporino y paladar hendido en Guatemala, y él no puede esperar para ser uno de sus primeros pacientes.

Auner smiles at camera

La historia de Auner demuestra que no importa cuán grave sea la situación de un niño, incluso un bebé de dos meses que pesa solo 6.5 libras, siempre y cuando haya personas amables en el mundo como el personal de Esperanza de Vida y los donantes de Smile Train en todo el mundo, siempre hay esperanza de una sonrisa.

Reciba las actualizaciones de Smile Train

También le puede interesar…

Patient
Héctor Rivas y su esposa Karen habían estuvieron rezando por un hijo durante mucho tiempo...
Patient
Esta historia contiene referencias a intentos de autolesión y puede no ser adecuada para...
Patient
Somos originarios de Guaranda, un pequeño pueblo a unas cinco horas de Quito. Es un lugar...