ALIMENTANDO LA MENTE, EL CUERPO Y EL ALMA DE AUNER

Smile Train

En 2014, un agente de policía de la ciudad de Puerto Barrios (Guatemala) encontró a un niño abandonado que estaba muy por debajo del peso adecuado y tenía una fisura de labio y paladar sin tratar. El policía había constatado el reciente aumento del número de niños abandonados a causa de las duras sequías de la región y la falta de empleo, por lo que sabía exactamente dónde debía llevar al niño vulnerable: a Esperanza de Vida, asociado de Smile Train.

Guatemala Hospital

Las instalaciones de Esperanza de Vida, cada vez mayores, incluyen un hospital, una residencia de ancianos, una escuela y, lo más importante para este niño abandonado, un centro de recuperación nutricional y un orfanato.

Guatemala Medical

Durante los siguientes días y meses, el personal local trabajó con esmero para estabilizar al bebé de dos meses, que pesaba 3 kg a su llegada. El personal cogió cariño al tenaz chiquillo y, como seguían sin recibir noticias de su familia biológica, decidieron llamarlo «Auner».

Auner debía alcanzar su peso óptimo y estar completamente sano antes de que el personal de Esperanza de Vida pudiera operar su fisura labiopalatina, Esto no fue fácil debido a los constantes dolores de oídos y problemas digestivos que sufría Auner.

Auner lloraba cuando los otros niños del orfanato comían helado, judías y carne; alimentos que él no podía comer debido a su fisura sin tratar. Su mayor frustración residía en su incapacidad para comunicarse. La Dra. Anna Lucía García, asociada de Smile Train, comentó: «Auner era cariñoso y afectuoso, pero los demás niños no entendían los gestos que hacía con las manos y los monosílabos que emitía, por lo que a menudo se rendía y acababa jugando solo».

Smile Train Guatemala

Tras dos años de recuperación nutricional, Auner se sometió a varias cirugías para tratar su fisura de labio y paladar, lo cual ha redundado en grandes cambios en su vida.

Nutrition Guatemala

El Dr. Jorge Méndez, cirujano asociado de Smile Train, indica: «Después de las cirugías, podía comer con mucha mayor facilidad. Ya no se atraganta y ha recuperado su peso por completo. Además, puede comer lo mismo que sus amigos y es mucho más feliz».

Orphanage

A sus tres años, Auner puede comunicarse con los demás niños del orfanato y estos entienden lo que dice. «Tras la cirugía de fisura de paladar, financiada por Smile Train, empezó a pronunciar frases completas», declaró el Dr. Méndez.

Smile Train

Auner vive todavía en el orfanato de Esperanza de Vida, donde espera a que llegue una familia cariñosa que pueda ofrecerle un hogar lleno de sonrisas. El Dr. Méndez informó a Smile Train de que Auner empezará pronto el colegio y de que el personal sigue haciendo todo lo que puede para que disfrute de una infancia feliz.

Reciba las actualizaciones de Smile Train

También le puede interesar…

Patient
En 2014, Soledad Gallardo de Santa Bárbara, Chile se sorprendió cuando su hija Matilda...
Patient
Lourdes nació en Yaruquí, Ecuador con labio y paladar hendido y una rara afección en la...
Patient
En 2017, Estefani y Gabriel eran una joven pareja viviendo con la madre de Estefani, en...